El Universo
+521 553979.6649
contacto@samayana.com.mx

Entre eclipses, danzando con mi luz y mi oscuridad

tu camino al equilibrio

Entre eclipses, danzando con mi luz y mi oscuridad

¿Te ha sorprendido el inicio de este año con emociones revueltas, un querer poner todo en orden, una incertidumbre constante?

 

Esto es porque estamos pasando un portal entre dos eclipses con un muy potente nivel energético y, por consecuencia, emocional.

 

En lo personal desde ayer caí en cuenta de mi estado de humor, de mi poca concentración hacia las cosas exteriores, de mi poca tolerancia hacia “lo de afuera”. Después de mis terapias matutinas, pasé gran parte del día escuchando una y otra vez una sola canción. No tuve ganas de hacer nada, sólo escuchar una y otra vez esta canción:

 

Y escuchándola una y otra vez, tarareándola, bailándola, cerrando los ojos, amándola unas, odiándola otras, en mis innumerables veces que la escuché y en donde me gestaba sensaciones encontradas, en donde a ratos tenía la sensación de que esta canción me recordaba la pérdida de algo o de alguien, un dolor muy profundo y escondido, entonces me di cuenta que la letra de la canción, no me recordaba a nadie ni a nada afuera, sino se refería a mi, me la empezaba a cantar para mi.

 

I what you by my side

So that I never feel alone again…

 

Cuando hay un periodo entre eclipses, la abuela Luna, nos invita a transitar ese periodo de oscuridad interior

 

Para cada uno es de manera diferente…, en mi caso, mi oscuridad interior es a seguir buscando ciertas piezas de mi que todavía están sueltas. No me da miedo el viaje en su búsqueda. Coincide este tiempo de eclipses con mi propia ciclicidad de Hechicera a Bruja, mi lunación roja, mi tiempo sagrado de recoger piezas, quemar lo que no me sirve, de habitar mi silencio, de estar en mi interior…

 

-Nunca temas a tu propia oscuridad -nos enseña la sabia Abuela Luna.

 

 

Nunca temas entrar al océano de tus emociones,

a la profundidad de tu ser,

nunca temas ver tus defectos, tus errores,

tus equivocaciones,

tu camino recorrido…,

nunca temas ni ignores quien fuiste, quien eres.

No temas enfrentar aquello que no deseas, pues es necesario verlo, reconocerlo, tomarlo, sanarlo y llenarlo de luz.

 

La sanación desde la energía sagrada femenina es aprender a sanarse a sí misma, a abrazar nuestra propia sombra, a escucharla, a aceptarla, a amarla, a consolarla porque en el fondo todos nuestros miedos y nuestras sombras, no son más que la expresión de las heridas no sanadas.

 

Desde la energía sagrada femenina, no ritualizamos, ni hacemos celebraciones cuando la luz se ausenta y la sombre se extiende sobre la Madre Tierra, porque es un tiempo de estar en intimidad circular para dejar fluir los cierres necesarios que permiten los eclipses.

 

Ahora, estos tiempos de Luna Llena, Eclipse Total de Luna Sangre de Lobo, Superluna en Leo (fuego sagrado de la individualidad), te recomiendo que te preguntes:

 

¿Qué es lo que no quiero que sea parte de mi vida?

¿Qué es lo que realmente me hace feliz?

¿Estoy consciente mi luminosidad individual?

De esta luminosidad, ¿qué expando? ¿qué guardo para mi?

¿Este vacío que siento, de dónde viene?

 

La Luna también representa nuestra alma. En tiempos de eclipse, el alma ingresa a la sombra, ocultándose de los rayos del sol, de la alegría y la vitalidad.

 

Es tiempo de ocuparse de finalización de etapas, esto indican siempre los eclipses lunares: culminación de ciclos y preparación para nuevos movimientos. 

 

Si te preguntas por qué te sientes como te sientes, un eclipse total de Luna saca a la superficie algo que ya ha cumplido su tiempo y nos permite liberarnos de ello. Seguir el duelo por la finalización de dicha etapa. Esta clase de eclipses nos permiten situarnos en la realidad y tomar nuevos rumbos, modificando aquellas pautas internas que en principio nos turbaron. 

 

Todos los Eclipses de Luna son poderosos. El real impacto en tu vida se  producirá a partir de que analices dónde poner la mirada y hacer tu propia sanación personal.

 

Yo continúo con agrado mi periplo, mi aventura hacia la oscuridad, abrazo con generosidad mi sombra.

Danzo.

Sé que recogeré pistas en este caminar como Hechicera y Bruja, en este danzar hacia el laberinto y profundidad a desnudar cada vez más el alma y encontrarme con ella (conmigo) frente a frente.

Me retiro al mundo de las sombras tarareando:

Coldest Winter for me

No sun is shining anymore

The only thing I feel es pain

Caused by absence of you

I want you by my side

So that I never feel alone again

I want you

(*I want me)

 

Un abrazo de corazón a corazón,

que estés bien, realmente bien

Tania

Comentarios: 3

  1. Jaqueline Pedraza dice:

    Bellísimo, Tania, como todo lo que escribes! Me sentí muy identificada con tu estado, yo estoy igual y cuando iba leyendo decía “esa soy yo!” Me encanta la conexión con la Luna. Gracias.

  2. Bere dice:

    Muchas gracias, tania, me encantó!

  3. Pau Alanis dice:

    Ah! ya enetndí porqué ando con la cabeza y las emociones vuelta loca. Creo que volveré a meditar. Gracias

Añade tu comentario